Curso tecnicas de estudio para niños

Cómo enseñar técnicas de estudio a los alumnos de primaria

Estudiar puede ser una tarea frustrante cuando da la sensación de que no estás reteniendo los conceptos, no sabes en qué centrarte, haces lo mismo y repetitivo una y otra vez y no te sientes preparado para el examen. Cuando los niños se sienten así, a menudo evitan estudiar, se niegan a estudiar o se desconectan mientras estudian. Es posible que oigas frases como «¡No me importa!». «¡Odio esto!» «Esto no lo entiendo». «No puedo hacer esto», etc.En este artículo encontrará varios consejos eficaces para estudiar información escrita (como la de un libro de texto) y recordar palabras de vocabulario (lo que suele ser obligatorio en las clases de ciencias y estudios sociales). Estos consejos dan indicaciones sobre cómo estudiar y pretenden que la sesión sea menos frustrante y más significativa, a la vez que dan a su hijo una sensación de logro al final de la sesión. Para algunas de estas estrategias, usted u otro adulto o niño mayor tendrán que participar y/o proporcionar orientación hasta que su hijo sea más independiente en sus habilidades de estudio.

Método de estudio en 3 etapas

La situación es la siguiente: A su hijo le gusta el colegio. Le gustan sus clases, sus profesores y sus compañeros. Hace los deberes todas las noches. Se esfuerza mucho, pero ese esfuerzo y entusiasmo no se traducen en los avances académicos y las notas que ambos desean. Si esto le resulta familiar, la clave para ayudar a su hijo a descifrar el código del aprendizaje puede ser centrarse en desarrollar algunas técnicas de estudio eficaces.

El éxito en clase no depende de una sola cosa, sino de una combinación adecuada de actitud, hábitos y esfuerzo. Unas técnicas de estudio sólidas son un ingrediente importante de esta receta, y son en gran medida un comportamiento aprendido. «Los estudiantes de sobresaliente no nacen, se hacen», explican Katie O’Brien y Hunter Maats, coautores de The Straight-A Conspiracy, que han dado clases particulares a cientos de estudiantes y han colaborado en este estudio de Princeton Review. «Todos los estudiantes de Estados Unidos son capaces de sacar las notas que quieren sin todo el estrés. Controlar las emociones, apartar las distracciones y crear un plan de estudio directo que haga que aprender sea más rápido y divertido es mucho más fácil de lo que la mayoría de los estudiantes y padres creen.»

Cómo estudiar eficazmente

Los estudiantes suelen pasar horas y horas inclinados sobre los libros, repasando las tareas escolares. El esfuerzo realizado no siempre se traduce en resultados. Puede deberse a la forma en que su hijo estudia. Muchos alumnos estudian mucho pero no necesariamente aprenden de forma inteligente. Es útil fomentar buenos hábitos de estudio en los niños, que les ayudarán no sólo a lo largo de su trayectoria académica, sino también cuando se gradúen, ya que entenderán cómo aprenden mejor. He aquí algunas formas de fomentar buenos hábitos de estudio.

Los hábitos de estudio se establecen cuando el niño tiene alrededor de ocho y nueve años. Esto significa que los padres tienen que empezar a desarrollar las habilidades de estudio de su hijo a una edad temprana. La Teoría del Aprendizaje Social del psicólogo Albert Bandura dice que los humanos aprendemos a través de nuestra interacción con los demás. Los niños imitan el comportamiento de los adultos. Por eso, dé ejemplo a sus hijos terminando sus tareas antes que otras actividades de ocio. Señale estas acciones a sus hijos cuando lo haga su pareja.

Cada niño tiene su propio estilo de aprendizaje. Los hay visuales, auditivos, cinestésicos y, a veces, una combinación de varios estilos. Los que aprenden de forma auditiva pueden preferir métodos de aprendizaje como escuchar grabaciones de sus apuntes. Los alumnos visuales, en cambio, aprenden mejor con tarjetas y mapas mentales. Los alumnos cinestésicos necesitan moverse. Déjalos. Por ejemplo, pasea por un parque para mostrarles los distintos tipos de hojas o ponte de pie mientras lees los apuntes. Deje que su hijo experimente y descubra el estilo de aprendizaje que mejor le funciona.

Cómo enseñar a un niño a estudiar de forma autónoma

¿Cómo aprendiste a montar en bici? Probablemente alguien te dio unas cuantas lecciones y luego practicaste mucho. Puedes aprender a estudiar de la misma manera. Nadie nace sabiendo estudiar. Tienes que aprender algunas técnicas de estudio y luego practicarlas.

Aquí tienes una adivinanza: ¿Sabías que incluso antes de empezar a estudiar, ya has empezado? ¿Eh? Esto es lo que queremos decir. Cuando prestas atención en clase y tomas buenos apuntes, estás iniciando el proceso de aprendizaje y estudio.

¿Te cuesta prestar atención en clase? ¿Estás sentado al lado de una persona ruidosa? ¿Te cuesta ver la pizarra? Asegúrate de que estás sentado en un buen sitio que te permita prestar atención. Informa a tu profesor o a tus padres de cualquier problema que te impida prestar atención y tomar buenos apuntes.

¿No sabes cómo tomar apuntes? Empieza anotando los datos que menciona tu profesor o que escribe en la pizarra durante la clase. Procura tener buena letra para poder leer tus apuntes más tarde. También es una buena idea mantener tus apuntes, pruebas y trabajos organizados por asignaturas.